Recuperación ecológica o cómo lidiar con el cambio climático y seguir habitando este planeta

 In Restauración ecológica, Uncategorized

El informe del IPCC Climate change and Land establece una relación directa entre el cambio climático y los ecosistemas degradados. En concreto, el informe define el cambio climático como un amplificador de los efectos de la degradación. Por ejemplo, un entorno que ya ha sido alterado por un proceso de deforestación, estará más degradado a corto plazo (menos vegetación, menos capacidad de retener agua y carbono) si sumamos los efectos del cambio climático (aumento de la temperatura y descenso de la precipitación).

En este contexto, la recuperación del equilibrio ecológico se plantea como la principal solución para lidiar simultáneamente con el cambio climático, y con los impactos sociales y económicos derivados la degradación de ecosistemas. El concepto de recuperación ambiental es más amplio que el de restauración ecológica, e incluye acciones que no necesariamente implican la identificación de un referente claro, o el centrar los esfuerzos en la activación de procesos ecológicos. No obstante, la recuperación ambiental tal y como nosotros la entendemos, debe aplicarse con criterios ecológicos y con un enfoque de soluciones basadas en la naturaleza.

Dentro de los enfoques de recuperación ecológica que recoge el informe, encontramos algunas técnicas de restauración ecológica de las que ya hemos hablado en otros post. Por ejemplo, una de las acciones que se nombra explícitamente es la restauración ecológica de humedales y zonas costeras. Estas acciones, además de recuperar bienes y servicios que son clave para la población (más de 25 millones de personas podrían verse beneficiadas), están consideradas como una medida que favorece la adaptación al cambio climático.

En ecosistemas terrestres, las principales técnicas de restauración ecológica que se proponen están orientadas al manejo sostenible de ecosistemas forestales y agrícolas. En concreto se hace referencia al conjunto de técnicas conocidas como Sustainable Land Management (SLM), definido por las naciones unidas.

Desde nuestro punto de vista, una de las grandes aportaciones de este informe es que evalúa las distintas acciones de recuperación ambiental, orientadas a la mitigación y adaptación, en función de cómo interaccionan entre sí y con otros usos del territorio. Este mismo enfoque es el que se está integrando en el marco del Land Degradation Neutrality, que sirve como estrategia de planificación territorial y que supone un programa de restauración ecológica a gran escala.

No obstante para implementar estos modelos de restauración ecológica a través de las escalas, se requiere una acción coordinada en una variedad de actores, incluidos negocios, consumidores, propietario, comunidades indígenas y locales, y generadores de políticas.  Este modelo complejo de gobernanza territorial demanda lenguajes comunes, que permitan alinear objetivos.

De lenguajes comunes y herramientas de toma de decisiones que puedan ser utilizadas por distintos tipos de agentes de territorio, hablamos en nuestro proyecto INCA.

También te puede interesar …

Infraestructuras y Capital Natural

El hormigón y el cemento, siempre han permanecido suficientemente alejados de las comunidades biológicas y el medio ambiente. Se ha asumido históricamente que una cosa son las infraestructuras, que deben ser milimétricamente planeadas, seguras y eficientes y otra cosa distinta es lo que haya alrededor: ecosistemas naturales que, curiosamente, llevan funcionando de manera eficiente miles de años. ¿Tienen algo que ver el funcionamiento de las infraestructuras con los servicios que proveen los ecosistemas? … (Ver noticia completa)

¿Conoces nuestros cursos online?

Aprende a restaurar minas, bosques, carreteras, ríos y humedales y ciudades con nosotros ...

Recommended Posts

Dejar un comentario

Start typing and press Enter to search

Comunicar, activar y transformar. Las 3 claves para restaurar ecosistemas